lunes, 11 de diciembre de 2006

De vuelta del infierno

Seis mil billones de almas en el mundo, doce mil billones de ojos que miran un susurro que se estrella en la oscuridad de tus corazones. Pequeño señor del infierno que pasea hoy por este mundo y que destruye sus temores de tiempos inmemorables pera entregarse a millones de miedos nuevos.

Hoy no descansa, su alma se escucha cantando en una luna que brilla con el rojo de sus lágrimas de muerte, se mira en ese vil reflejo y continua su agónico canto diciéndole al cielo que jamás a alcanzado que pronto llegara conquistar sus nubes, poseer una por una sus estrellas y opacar la lumbrera que, en su orgullo, le negó muchas veces subir al mundo.

Su camino me demuestra sus tiempos que paso antes de verte en estas oscuras horas, antes de sembrar un puñado de semillas en el suelo, miles de versos que quizás jamás escuchaste con los oídos pero que desde siempre el viento los trajo a tu corazón, sordos mortales que en su inquieto ir y venir desecharon el ultimo rayo de la flor antes de morir, negaron sus alas para con tedio y negación caminar sobre mi cabeza, su dolor fue mi alegría, todo lo que desecharon como un nunca será yo lo hice realidad, todo sus imposibles de él fueron, y sin embargo ya no quiere mas todo eso, sus manos tocan nuevamente el aire que hacia tiempo sus alusión no sentía desde que fue borrado del libro de los triunfadores. Su llanto ya no puede inundar mas sus ojos, y por ello viene a secar su alma con tus manos, con el manto negro de tu sonrisa y con la suave sensación de sentirse por un solo día vivo… decir que las cosas no son solo para los que no las desean, como los moribundos pidiendo un día mas o los enamorados que están solitarios en las noches estrelladas, quiere sentir un amanecer en su oscura habitación, libertad en la cárcel de sus pasos, esperanza a sus labios y amor a los deseos de su corazón.

Porque los tiempos han cambiado, y el mundo ya no recuerda sus viejos dioses él también quiere cambiar, que su espada quebrada vuelva a forjarse y no sea acallado nunca jamás lo que a tu corazón sus labios en un beso te quieren decir.

4 comentarios:

Sant Bufon dijo...

Excelente publicación. Me gusta como hila las ideas, es bastante frío pero llega a un punto en donde da las esperanzas que cualquiera podría perder en un mundo tan desolado...


Me gustaron las últimas tres líneas del escrito.

Saludos.

icaros dijo...

ta bonito, genial escrito como siempre ilustre, al parecer ya no cantais al desdichado sentimiento.
hermosas obras nacen en buestra lobrega morada

Hamlet di Beliatio dijo...

Felicitatione amico me...
Oscuro escrito, me siento verdaderamente identificado... ¿No es a mí a quién os referiais? jejeje.
Es exactamente lo que en estos momentos siento y quiero hacer: Cambiar mi postura en esta mascarada.

Apadeva Bastis dijo...

Qué a pasado con el iluminado señor de Gondor? por qué vuestros versos se han tornado tan oscuros?
Veo que tsukasa ha limitado su vocabulario a "ta bonito" mmm no me gustan que escriban mal.
Qué egocentrico Beliatio jajaja cuando salgas del infierno avisas.

Saludos mi estimado Aragorn, las esperanzas que infundas a la comunidad son necesarias, no te sumerjas en la oscuridad. Buen escrito mi Señor.